Lo que dice (el orante) cuando se levanta de la inclinación

Pregunta 2: Su Eminencia Shayj, durante mi oración digo al levantarme de la inclinación, Sami‘a Allahu liman hamidah" (Allah escucha a quien lo alaba). "Rabbana wa laka al-hamd" (¡Señor nuestro! las alabanzas son para Ti), tantas buenas alabanzas tal como se debe a tu glorificación oh Allah -Enaltecido seas-. Y digo al sentarme entre las dos prosternaciones: (¡Oh Señor mio, perdóname, ten misericordia conmigo, provéeme de sustento, perdona a mis padres y líbrame de todo mal)". Algunos hermanos me contradicen al decir esta súplica y dicen: ¿cuál es la evidencia sobre esta súplica?, y que no está permitido decir estas palabras extras. ¿Es verdad esta súplica? Aconséjeme. ¡Que Allah le dé la mejor recompensa!


Respuesta 2: Se permite al orante decir al levantarse de la inclinación: Allahumma rabbana laka alhamd, milʼ al-samawat wa al-ard wa milʼ ma shiʼta min shaiʼin ba’d, ahl al-thanaʼ wa al-magd ahaqqu ma qala al-’abd wa kulluna laka ’abd. La mani‘a lima a‘tait wala mu‘ti lima mana‘t wa la yanfa‘u dhal gad minka al-gaddu. "Oh, Señor Nuestro, para Ti son las alabanzas, llenando el cielo, llenando la tierra y llenando cualquier otra cosa que Quieras, Tú mereces el ensalzamiento y la gloria verdaderamente de Tus siervos y todos nosotros somos Tus siervos, ¡Oh Allah lo que das no se puede impedir, y lo que impides no se puede dar, y los bienes del hombre no le benefician delante de Ti.)" Este dicho fue confirmado del Profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él-, en el Hadîz transmitido por Muslim y Al-Nasa’i bajo la autoridad de Ibn ‘Abbas -que Allah esté complacido con ambos- que el Profeta -La paz y las bendiciones de Allah sean con él- cuando alzaba su cabeza después de la inclinación, decía: "Allahuma Rabbana laka al-hamd, mil’a al-samawati wa mil’a al-ard" (¡Señor nuestro?!, Te dedico las alabanzas que llenan los cielos y la tierra) Por lo mismo, es recomendable que el orante diga al sentarse entre las dos prosternaciones: "Rabb-ighfir li, wa-rhamni, wa-gburni, wa- hdini, wa-rzuqni’(¡Oh mi Señor, perdóname, ten misericordia conmigo, líbrame de todo mal, guíame y provéeme de sustento!)" , por lo que narró el Imán Al-Nasa’i e Ibn Maga bajo la autoridad de Hudhayfa que el Profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- solía decir entre las dos prosternaciones: "Rabb-ighfirli, Rabb-ighfirli (¡Perdóname, mi Señor, perdóname, mi Señor!)". Y fue transmitido en Sunan Al-Tirmidhi, Abu Dawud y otros, bajo la autoridad de Ibn ‘Abbas -que Allah esté complacido con ambos- ( Número del tomo 6; Página 436) que el Profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- solía decir entre las dos prosternaciones: "Allahumma ighfirli, wa irhamni, wa igburni, wa ihdini, wa irzuqni’(¡Oh Allah, perdóname, ten misericordia conmigo, líbrame de todo mal, guíame y provéeme de sustento!)". ¡Que Allah nos conceda el éxito! ¡Que Allah bendiga a nuestro profeta Muhammad, su familia y sus Compañeros!

Relacionado: