El veredicto legal acerca de la oración en congregación

Pregunta: ¿Cuál es el veredicto legal acerca del que no observa las oraciones? Y ¿Cuál es el veredicto legal acerca de no realizar las oraciones en congregación?


Respuesta: La oración es uno de los cinco pilares del Islam, después del testimonio de fe. Y los musulmanes, por unanimidad decidieron que quien la deja negando su obligatoriedad, es un incrédulo. Pero aquel que la deja por negligencia o pereza, es incrédulo también conforme a la opinión más correcta de los ulemas. El veredicto legal al respecto es el Hadith transmitido por Muslim en su Sahih que el Profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- dijo: Entre el siervo y el politeísmo y la incredulidad está el abandono de la oración. y lo recopilado por el imán Ahmad en su musnad, y por Al-Tirmidhi en Al-Gami', que el Profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- dijo: El pacto entre ellos y nosotros es la oración. Pues, a quien la abandonara se le consideraría incrédulo. Acerca de hacerla en congregación, es un obligación individual. La regla general al respecto está citada en el Corán y la Sunna; en el Corán Allah dice: Y cuando estés con ellos y les dirijas el salat, que una parte permanezca en pie contigo llevando sus armas ( Número del tomo 7; Página 285)  , lo que indica que Allah ordenó a Muhammad, Su Profeta - la paz y las bendiciones de Allah sean con él- que estableciera la oración en congregación, incluso en estado de temor (guerra), lo que indica su obligatoriedad en las demás situaciones.Y su evidencia en la sunna es el Hadith auténtico, transmitido en el Sahih de Muslim, según Abu Hurayra -que Allah esté complacido con él- quien dijo: Vino un hombre ciego al Profeta, bendígale Allah y le dé paz, y le dijo: "¡Mensajero de Allah! No tengo quien me conduzca a la mezquita!" Le pidió que le autorizase (que haga la oración en casa), se lo autorizó. Cuando el ciego le dio la espalda para marcharse el Mensajero de Allah le llamó , y le preguntó: "¿Oyes la llamada a la oración?" Dijo: "¡Si!" Dijo el profeta: "Responde la llamada y acude". en otra versión del mismo Hadith por Ahmad No te puedo dar permiso La prueba consiste en que el profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- no le autorizó a este ciego que abandonara la oración en congregación. Si el Profeta no pudo dar permiso a un ciego, entonces no habría ninguna excusa para el vidente. Otra evidencia sobre eso es que el Mensajero -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- estuvo a punto de quemar con fuego a algunos de los que abandonaban la oración en congregación. Ya que no es lógico amenazar con tal castigo a quien abandona un acto recomendable o un deber colectivo.¡Que Allah nos conceda el éxito! ¡Que Allah bendiga a nuestro Profeta Muhammad, su Familia y sus Compañeros!

Relacionado: