Innovaciones religiosas relacionadas con los fallecidos

Pregunta: Hoy en día, hay un grupo de personas que traslada los muertos, meses o años después de enterrarlos, y pretende haber visto al fallecido en sueños, diciéndole: "Hay que construir un santuario para mí" Durante la transferencia del difunto al santuario, algunos de ellos pretenden que el fallecido es quien los dirige, mientras que lo llevan a los lugares que desea visitar antes de su último entierro, y dicen que el muerto puede volar, y otras supersticiones, Cabe señalar que este difunto suele ser una persona que nunca realizaba la oración ni ayunaba durante toda su vida, ni nada de los actos obligatorios del islam. Deseo que su eminencia nos explique el veredicto legal al respecto.


Respuesta: Primero: Está prohibido transferir al fallecido de su tumba a otra, ( Número del tomo 9; Página 96)  a menos que exista una necesidad de hacerlo que concuerda con la Shari'ah islámica.Segundo: En cuanto a la visión o el sueño, no se incluye en las necesidades aceptables por la Shari'ah, pero son insinuaciones satánicas, así como la suposición de que el fallecido los dirige a lugares especiales para visitar antes de su último entierro en la tumba que él determina y que vuela a estos lugares, son meras suposiciones falsas. Es contra la ley divina que rige el universo, y no es un acto sobrenatural, sino es una manipulación realizada por aquellos que llevan a la persona fallecida.Tercero: No está permitido construir cúpulas, sino que, al contrario, hay que destruir las cúpulas existentes, porque el Profeta -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- negó la construcción sobre tumbas, y ordenó nivelar su altura con la tierra.¡De Allah procede el éxito! ¡Que Allah bendiga y dé paz a nuestro profeta Muhammad, a su Familia y sus Compañeros!

Relacionado: