Desangrarse durante la oración

Pregunta: El día sábado con fecha de 20 de Ragab del año 1404 H saqué una muela en un hospital en Amlag. ( Número del tomo 6; Página 202) Sin embargo tuve que rezar, por lo que hice ablución y me fui a rezar. Y durante la oración me desangré mucho donde saqué la muela. Y después de terminar la oración escupía toda la sangre tras cada oración: ‘Asr, Maghrib, ‘Isha’ y Fagr … etc. ¿Cuál sería el veredicto legal de mi oración en este caso?¿Acaso tendré que compensarla o no?


Respuesta: Si lo que usted ha mencionado en la pregunta es verdad, su oración será válida, y no tendrá que compensarla, porque lo que ha mencionado no se considera algo grave. Pero la próxima –que nunca le pase de nuevo– lleve consigo un pañuelo o algo parecido durante la oración para escupir la sangre que se junta en su boca en el mismo de tanto en tanto, en vez de que se acumule en su boca, de modo que ocupe su mente haciéndole desconcentrarse, dejar de recitar y de decir; subhan Allah (alabado sea Allah) y Allahu Akbar (Allah es más grande) aparte de otras invocaciones.¡Que Allah nos conceda el éxito! ¡Que Allah bendiga a nuestro Profeta Muhammad, su Familia y sus Compañeros!

Relacionado: